Cirugía Lasik

Cirugía Lasik

¿Qué es?

La técnica Lasik es la más popular y extendida para la corrección de defectos refractivos como la miopía, la hipermetropía o el astigmatismo. Se trata de una cirugía ambulatoria que no necesita hospitalización y que dura pocos minutos. Corregir problemas refractivos con la técnica Lasik es una operación sencilla e indolora. El láser se aplica, durante entre 5 y 45 segunda en función de la magnitud del defecto a tratar, sobre la capa intermedia de la córnea. Antes de realizar una cirugía de este tipo se realiza un exhaustivo examen de la anatomía del ojo al paciente para conocer al detalle su graduación y la forma y función de la córnea.

Tratamientos

En IBO somos especialistas en los últimos y más avanzados tratamientos para corregir o eliminar los defectos de visión de los ojos utilizando la técnica LASIK y LASIK PRK, que consiste en retirar la delgada capa externa de la córnea, el epitelio, para poder acceder y poder actuar sobre la córnea. Ven a vernos y, tras un minucioso análisis y pruebas preoperatorias para estudiar la morfología y características de tus ojos, nuestro equipo de oftalmólogos harán diagnóstico y decidirán qué tipo de tratamiento es el mejor para ti.

Duración de la cirugía: 5 minutos por ojo

Ausencia laboral: Normalmente 2 – 4 días  (máximo 7)

Anestesia: Gotas (Tópica)

Visión: 2 días

PRIMERA VISITA GRATUITA

PRUEBAS PREOPERATORIAS 50€

En IBO, la primera visita informativa para cualquiera de nuestras cirugías es gratuita. Las pruebas preoperatorias tienen un coste de 50€ que se descuenta íntegramente del precio de la cirugía.

FINANCIACIÓN 12 MESES

PAGA EN 12 MESES SIN INTERESES

IBO dispone de diversas opciones de financiación para todas sus cirugías que se adaptan a las necesidades de cada paciente.

Preguntas frecuentes

Normalmente se pueden operar con técnicas láser hasta 8 dioptrías. Si existen más dioptrías se debe realizar un exhaustivo análisis y estudio de la morfología de los ojos y de la córnea para decidir si es factible utilizar esta técnica para corregir defectos de refracción. Sin embargo, a partir de las 12 dioptrías suele ser más recomendable la cirugía intraocular con la que también se consiguen excelentes resultados.

Lo más recomendable, mayoritariamente, es a partir de los 18 años. Es importante tener en cuenta que para practicar este tipo de cirugías la graduación debe de estar estabilizada por lo menos durante un año. Durante la etapa de crecimiento de las personas la graduación, sobre todo de miopía, puede variar bastante. De hecho hay pacientes a quienes la miopía les aumenta hasta que tienen 24 años. Por esa razón antes de realizar estas intervenciones en pacientes jóvenes es importante hacer todas las pruebas preoperatorias oportunas y con máxima rigurosidad.

No, se recomienda esperar hasta tres meses después de haber dado a luz para realizar este tipo de intervenciones porque durante el embarazo pueden producirse cambios de graduación También es importante haber finalizado el periodo de lactancia, ya es mejor evitar la medicación postoperatoria mientras se amamanta.

Te podrás duchar el día después de la cirugía con cuidado y al cabo de una semana ya podrás nadar en el mar. Para nadar en piscina tendrás que esperar un poco más: 3 semanas ya que el cloro puede resultar peligroso para tus ojos.

Te podrás duchar el día después de la cirugía con cuidado y al cabo de una semana ya podrás nadar en el mar. Para nadar en piscina tendrás que esperar un poco más: 3 semanas ya que el cloro puede resultar peligroso para tus ojos.

No, se recomienda esperar entre 2 y 3 semanas.

No, es una cirugía ambulatoria. La cirugía dura unos 5 minutos por ojo y el proceso completo unos 30 minutos aproximadamente.

Normalmente, a los dos días se pueden realizar actividades habituales.

No, depende de cada paciente y cada caso, pero por lo general se puede ir a trabajar el día después de la operación. La visión se recupera totalmente en horas y 48 horas después de la intervención se puede conducir y hacer vida normal. Con lo que se tiene que ir con más cuidado es con realizar deportes que puedan afectar a la superficie del ojo.

Normalmente, a partir de las 48 horas después de la intervención ya se puede conducir si la recuperación es la habitual, siempre y cuando el paciente tenga buena visión de ambos ojos. En todo caso depende de cada paciente.

Generalmente la visión se recupera en horas, pero depende de la recuperación de cada paciente.

No es imprescindible, pero es recomendable al salir a la calle, especialmente los primeros días después de la intervención. El uso de gafas de sol evita el deslumbramiento y protege los ojos.

Generalmente, es una operación indolora tanto en el transcurso de la misma como en la fase postoperatoria.

Depende de la actividad. A los dos días ya se pueden hacer actividades físicas sencillas si la visión está recuperada. Los deportes con riesgo de contacto han de ser practicados con protección ocular.

Al cabo de una semana ya se puede nadar en el mar. En la piscina se debe esperar hasta las 3 semanas.

Se hace una revisión el día después de la intervención. En función del estado de cada paciente, el médico decide cuándo debe volver a consulta. El paciente deberá ponerse gotas durante las 3 – 4 semanas posteriores a la operación.

No, se recomienda esperar unas 2-3 semanas para volver a maquillarse, ir a la peluquería o ponerse cremas alrededor de los ojos.

Sí, hay que continuar la aplicación de gotas a no ser que su oftalmólogo prescriba lo contrario.

VENTAJAS DE OPERARSE EN IBO

Servicio Personalizado

Equipo médico experimentado

Quirófanos propios